MECÁNICA RÁPIDA
Realizamos la revisión y mantenimiento de los principales componentes del vehículo que necesitan de un cambio periódico para su correcto funcionamiento
ESCOBILLAS Y LIMPIAPARABRISAS
Son las encargadas de barrer la lluvia y suciedad del parabrisas para poder ofrecernos una mayor visibilidad en la carretera, en condiciones climatológicas adversas. La principal razón por las que estas escobillas se deterioran rápidamente es porque hay que tener en cuenta que realiza una gran cantidad de barridos, sobre agua acumulada, insectos, suciedad o barro. Además, una escobilla en mal estado disminuye la visibilidad en un 20% o 30%. Recomendamos cambiar las escobillas, por lo menos, una vez al año, y preferiblemente antes de la llegada del invierno.
BATERÍAS DE COCHE
La batería del coche, es la encargada de proporcionar energía eléctrica al motor de arranque del vehículo y ponerlo en marcha. Todos los componentes del automóvil funcionan gracias a la energía que les proporciona la batería, que a su vez se recarga continuamente a través del funcionamiento del motor. Las bajas temperaturas y la humedad pueden reducir temporalmente su efectividad y dejarnos las luces encendidas, con el motor apagado, pueden hacer que se descargue del todo. Se aconseja vigilar el estado de la batería cada 10.000 km, y realizar periódicamente rellenos del nivel de agua.
AMORTIGUADORES
Los amortiguadores son los responsables de la estabilidad del vehículo, manteniendo los neumáticos en continuo contacto con la carretera. De ellos depende el buen funcionamiento de dispositivos de seguridad como el ABS, o los frenos, por lo que, unas suspensiones en mal estado, influyen negativamente en la dirección y en la distancia de frenado. Con el paso de los kilómetros, el conjunto formado por los amortiguadores y los muelles va perdiendo su capacidad de absorción, lo que repercute negativamente en la estabilidad del vehículo y en el confort de la marcha. Recomendamos que se reemplacen siempre los cuatro amortiguadores a la vez para que lleven todos siempre el mismo kilometraje, además, en nuestro taller disponemos de las mejores marcas en cuestión de recambios para las suspensiones.
FRENOS
El sistema de frenos es uno de los sistemas clave del vehículo ya que resulta vital para la seguridad en la carretera. Se basa en un conjunto de elementos de fricción compuesto por las pastillas de freno y los denominados discos de freno o zapatas en el caso de que el coche no disponga de frenos de disco a las cuatro ruedas. Al frenar, provocamos una fricción entre ambos elementos disminuyendo la velocidad de giro. A pesar de que se trata de un sistema diseñado para trabajar en condiciones adversas, es muy importante, revisar periódicamente tanto las pastillas como los discos de freno para asegurar que son capaces de funcionar correctamente en cualquier situación. La revisión de los frenos es algo imprescindible para nuestra seguridad y debe hacerse como mínimo una vez al año.
FILTROS
En un automóvil, podemos encontrar distintos tipos de filtros: – El del aire, encargado de limpiar el aire proveniente del exterior para que las impurezas no entorpezcan el funcionamiento de los inyectores o las cámaras de combustión. – El de la gasolina, encargado de eliminar todas las partículas que se encuentran en el combustible, que no sean convenientes para el motor. – El del aceite encargado de filtrar las pequeñas esquirlas de metal que se se sueltan debido a las altas temperaturas y la fricción y tratan de colarse en el mecanismo del motor. Generalmente se realiza un cambio de filtro del aceite cada vez que se realiza un cambio de aceite. De todas formas, no dudes en preguntar a nuestro especialista cuándo debes cambiar el filtro o cualquier otra duda que te surja al respecto.
LUBRICANTES

El motor de un vehículo está continuamente sometido a grandes esfuerzos de desgaste y rozamientos entre las distintas piezas que lo constituyen. El aceite es el encargado de que ese desgaste sea el mínimo posible, garantizando unas óptimas condiciones de funcionamiento. El cambio de aceite en el coche hace que el motor se refrigere casi en un 40%, lo limpia de las impurezas y reduce incluso el consumo de carburante. Además, un buen mantenimiento del aceite contribuirá también a alargar la vida útil del motor.

Trabajamos con las principales compañías aseguradoras a nivel nacional. Tramitamos directamente con la compañía el seguimiento y la reparación de los daños ocasionados en el vehículo.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR